El Feng Shui  es un arte milenario que se originó en la China hace más de 3000 años.

Estudia cómo fluye la energía en los espacios, ayudando a crear ambientes armónicos, más saludables, haciendo que contribuyan a conseguir los objetivos personales y/o empresariales deseados.

Siguiendo las técnicas del Feng Shui, se analiza el plano del espacio, dividiéndolo en 9 partes, cada una de las cuales se corresponde con un área de la vida.

Una vez identificadas cada una de las áreas en el espacio, se analiza si presentan algún problema, aplicando en su caso las correcciones necesarias para generar ambientes sanos, armónicos y que nos aporten bienestar y prosperidad.

Se trabaja la ubicación, los 5 elementos (madera, fuego, tierra, metal y agua), el orden, la disposición de los muebles, los materiales, los colores, las texturas y muchos otros aspectos que se detallarán en un informe completo.

Tu casa es un reflejo de cómo estás tú, cómo es tu vida